Empresarios y funcionarios intercambiaron miradas sobre el presente de la actividad

La agenda del sector convocó nuevamente a funcionarios de Provincia y Nación para darle continuidad al diálogo que vienen sosteniendo en los últimos dos años con representantes de distintas cámaras empresarias.

A Mar del Plata llegaron el ministro de Agroindustria de la Provincia de Buenos Aires, Leonardo Sarquís, y el subsecretario de Pesca de la Nación, Juan Manuel Bosch, quien interrumpió sus vacaciones para sumarse a las mesas de discusión.

“Se mostró una articulación del trabajo entre Provincia y Nación. Al mismo tiempo, hay un buen dialogo con todos los actores. Creo que fueron positivas todas las reuniones que tuvimos”, evaluó Bosch en contacto con Pescare.com.ar.

Límites a la captura de raya

El primer cónclave tuvo lugar en la Asociación de Embarcaciones de Pesca Costera, donde se advirtió la preocupación del gerente de la entidad, Sebastián Agliano, y el resto de los armadores por los límites impuestos desde la Comisión Técnica Mixta del Frente Marítimo (CTMFM) a la pesca de raya.

Tenemos que hacer fuerza para ver cómo se cambia ese porcentaje (se refiere a los topes por semestre que fijó la Comisión). En la medida que tengamos diálogo y predisposición en general, vamos a encontrar respuestas”, consideró Sarquís.

Por su parte, Bosch señaló la posibilidad de trabajar el tema con la CTMFM y de “segmentar la flota”; es decir, diferenciar a los estratos más chicos de los más grandes; sobre todo a los que encuentran opciones de captura en merluza o langostino.

Trabajo en tierra

Luego de los costeros, los funcionarios se reunieron con dirigentes de Cafrexport, Cámara de Industriales (conserveros), Udipa y la Sociedad de Patrones en la sede del Consorcio Portuario. La preocupación por el decaído nivel de actividad de embarcaciones y plantas en tierra cruzó el temario.

“Hay mucho por hacer todavía, mucho para modificar; pero este diálogo permanente que estamos teniendo va dando algunos resultados. Como hablamos muchas veces con la gobernadora, necesitamos que el trabajo en tierra se sustente más”, declaró Sarquís ante los medios.

Como contraste, no se advierte mucha materia prima en el circuito, ni apuro entre los armadores por movilizar la flota en el arranque de este 2018. Los primeros días del año registran sólo unas pocas zarpadas, muchos buques amarrados y otros que aprovechan para encarar arreglos.

De todas maneras, el ministro mostró optimismo de cara a los próximos meses: “Vamos a tener un verano bastante bueno en la pesca. Lo que estamos hablando con todo es que se está pescando y probablemente no haya esos huecos que hubo antes”, dijo.

En ese sentido, destacó la influencia del fondo rotatorio como herramienta financiera, que algunos segmentos pymes están utilizando para la compra de combustible, materia prima -en el caso de las conserveras- y próximamente para reparar buques. Hasta aquí se han utilizado entre 60 y 70 millones de los 200 millones previstos originalmente.

Problemática laboral

En otro orden, la problemática laboral fue eje de la reunión que los funcionarios tuvieron con representantes de la Cámara de Armadores, Cepa y Caipa, que incluyó la participación de Diego García Luchetti, José Ramacci, Antonio Solimeno y Fernando Rivera.

Sigue habiendo inquietud por la llamada “industria del juicio” y las demoradas reformas del sistema. También hay preocupación por la discusión paritaria que se viene en un marco inflacionario que no cede.

Mientras tanto, en los próximos meses se vencerá el esquema que incrementó los reintegros a las exportaciones para productos tales como merluza hubbsi, corvina y rayas. La intención de los empresarios es que el beneficio se renueve; pero aún no hay certezas.

Obtenido de pescare.com.ar

Ver nota original

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *